Si bien tenemos una cantidad abundante y casi infinita de medios para consumir, cuando se trata de latines en el cine y la televisión, parece que la industria cinematográfica solo está interesada en mostrar nuestro trauma colectivo. Cada vez que tenemos la oportunidad de celebrar nuestra alegría en los medios, no es recibido con el mismo entusiasmo que con las narrativas que tratan del dolor de les latines o sus estereotipos. 

La mayoría de las veces, proyectos que exploran las diferentes facetas de quienes somos terminan siendo cancelados. Ejemplos perfectos incluyen “One Day at a Time” de Netflix; “Gordita Chronicles”, de HBO Max; “Julie and the Phantoms”, de Netflix; “The Baker and the Beauty”, de ABC; “Gentefied”, de Netflix, y la lista continúa…

Entonces, ¿por qué tenemos que hablar de Batgirl? Batgirl era una película basada en el personaje de DC Comics Barbara Gordon, también conocida como Batgirl. A principios de agosto de 2022, se anunció que la película, originalmente programada para ser un producto original de HBO Max, sería cancelada. Ya no se estrenaría en su servicio de streaming ni se estrenaría en cines.

Después de que estalló la noticia, varios medios de entretenimiento informaron que el destino de la película fue el resultado de una “nueva estrategia corporativa” del CEO de Warner Bros. Discovery, David Zaslav, quien había decidido convertir la película de $90 millones en una deducción de impuestos como una forma de recuperar el costo de la película en lugar de seguir adelante a pesar de que el proyecto ya estaba en posproducción. 

También, se informó que la mayoría del elenco se enteró de la cancelación del proyecto a través de las redes sociales, momentos después de que se publicaron los informes. Se dice que los directores Adil El Arbi y Bilall Fallah recibieron un aviso poco antes de que los artículos circularan en línea mientras El Arbi también estaba celebrando su propia boda.

Es fácil para un estudio recurrir al cambio de cabeza de la compañía – de Jason Kilar y Ann Sarnoff a Zaslav – como la razón por el trágico destino de Batgirl, pero no es casualidad que el proyecto sufriera esto considerando a su actriz principal.

La película iba a ser protagonizada por Leslie Grace. Si bien el personaje del cómic generalmente se caracteriza por ser una mujer blanca, la interpretación de Grace de Batgirl presentaría a un superheroína afrolatina como su personaje principal. 

La actriz dominicana nacida en el Bronx es mejor conocida por su reciente papel destacado como Nina Rosario en la adaptación cinematográfica del musical ganador del premio Tony de Lin-Manuel Miranda In the Heights (2021). Cuando la película de Miranda fue criticada por su falta de representación de afrolatines, considerando que Washington Heights es característico por su población principalmente negra y dominicana, se cuestionó la apariencia de Leslie Grace como parte del elenco del musical.

A pesar de esto, a medida que pasaba el tiempo y se anunció su selección como Batgirl, muchos la animaban, porque Warner Bros. no solo nos estaba dando una protagonista latina en una película de superhéroes, sino que también era afrolatina. Igualmente, la película también contaría con actuaciones de J.K. Simmons, Jacob Scipio, Brendan Fraser y Michael Keaton, quien volvería a interpretar su papel de Batman después de 30 años.

Si bien es desafortunado que muchos espectadores latines se hayan acostumbrado a ver que sus programas favoritos, en los que se pueden ver representades, sufren de cancelaciones, fue una gran sorpresa para la comunidad ver a Batgirl igualmente sufrir este destino. Se trata de una película de $90 millones. ¿Qué dice esto sobre el futuro de la industria? Algunos, incluso, han comenzado a volverse paranoicos al ver a Blue Beetle (2023), protagonizada por un elenco latino y dirigida por el director puertorriqueño Ángel Manuel Soto, ante la posibilidad de esta sufra el mismo destino.

Lo que está sucediendo en este momento con todos estos proyectos es preocupante porque está enviando un mensaje de que nuestras historias son desechables y prescindibles para el mercado estadounidense. Programas como “Gordita Chronicles” y “Julie and the Phantoms” presentaban a jóvenes actrices afrolatinas como protagonistas de sus respectivos programas. A pesar del amor y el apoyo que recibieron, ambas series fueron canceladas después de su primera temporada. 

Otro ejemplo del trato hacia latines en los medios se puede ver en la interpretación de Marvel hacia América Chávez. En lugar de honrar el material de origen de una de las primeras superheroínas latinas, adaptaron el personaje de la forma en que creían que beneficiaría al universo cinematográfico de Marvel.

En fin, todo cae sobre los hombros de Hollywood como símbolo del cine estadounidense. Es una de las fuerzas más influyentes dentro de la industria cinematográfica mundial, pero a medida de que pasa el tiempo, continúa contribuyendo al provincialismo amerocéntrico. 

Hoy, en lugar de elevar las culturas extranjeras, gran parte de los medios que consumimos de los Estados Unidos son su propia exploración de otros países, su historia y sus culturas, siempre desde la perspectiva estadounidense. En lugar de apoyar proyectos creados y producidos por otros países, el modelo de Hollywood preferiría producir sus propios proyectos centrados en una cultura diferente a la forma en que la perciben.

A medida que más audiencias claman por representación y diversidad, en lugar de empaquetar proyectos que genuinamente exploren estos temas, preferirán atraer a esos mismos miembros de la audiencia a través de su propia interpretación de nuestra existencia. Pero solo apoyan los proyectos que mejor benefician sus ganancias. Esto entonces afecta las historias que podemos ver y consumir como espectadores. 
Batgirl, en sí, no era un proyecto latine. Simplemente, tenía una actriz latina caribeña criada en el Bronx como su protagonista. Aun así, era una razón de orgullo entre les espectadores. Como latines, nuestras culturas son diferentes, una coleccion de países con historias diversas listas para contar. Nuestras historias tienen valor y nuestros actores merecen mejor trato que esto.

Comparte:
Escrito por Josie Meléndez Hernández
Es guionista y crítica de cine. Obtuvo un bachillerato en literatura inglesa de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras, y una maestría en escritura dramática del Savannah College of Art and Design. Es la fundadora de Film Posers, un podcast boricua dedicado al análisis del cine y la televisión desde la perspectiva de cuatro puertorriqueños.