“Everything Everywhere All at Once” da el placer de descubrir una gran película

Everything Everywhere All at Once

No hay nada como sentarse a ver una película. A veces, cuando las luces se apagan, el proyector parpadea y comienzan a iluminarse las escenas, sientes que has encontrado tu nueva película favorita. Era más fácil encontrar esta sensación durante nuestra niñez. Todo se sentía nuevo, maravilloso e impresionante. A medida que envejecemos, nos volvemos más escépticos y cautelosos, buscando ese sentimiento nuevamente. Llega el punto en que lo anhelamos y es algo así como una sed insaciable. Si tú también te sientes así, te puedo decir que Everything Everywhere All at Once es como un vaso lleno de agua fresca.

La película está dirigida por DANIELS, Daniel Kwan y Daniel Scheinert. La historia gira en torno a una inmigrante china llamada Evelyn Wang (Michelle Yeoh) que se ve envuelta en una aventura enloquecedora cuando una ruptura interdimensional desenreda la realidad. Cuando ella sola puede salvar el mundo, debe canalizar sus nuevos poderes para luchar contra los peligros extraños y desconcertantes del multiverso al conectarse con las vidas que podría haber llevado. Mientras el destino del mundo pende de un hilo, ella también debe salvar lo que más importa: su relación con su esposo y su hija.

Yeoh lidera este elenco a través de una historia cacofónica que explora simultáneamente la locura y la iluminación. La actriz, de Malasia, es conocida por sus papeles en Crouching Tiger, Hidden Dragon (2000), Tomorrow Never Dies (1997) y Crazy Rich Asians (2018). Junto a ella, están su esposo Waymond Wang, interpretado por Ke Huy Quan, y su hija, interpretada por Stephanie Hsu.

La película marca el regreso de Ke Huy Quan a la pantalla grande después de 20 años. Sus papeles más notables incluyen sus actuaciones como Short Round en Indiana Jones and the Temple of Doom (1984) y como Data en The Goonies (1985). Ha declarado que lo que lo inspiró a volver a la actuación y salir de su retiro fue el éxito de Crazy Rich Asians. Señaló un aumento en los roles de los actores asiáticos y asiático-estadounidenses y más oportunidades para actores como él lejos de los estereotipos. La tendencia le dio esperanza y eso es exactamente lo que hace Everything Everywhere All at Once.

El elenco también cuenta con actores como el talentoso James Hong, interpretando a Gong Gong, el padre de Evelyn, y Jamie Lee Curtis como Deirdre Beaubeirdra, una agente del Servicio de Rentas Internas de Estados Unidos (IRS, en inglés). 

A menudo, la película se siente como una respuesta a una pregunta que no sabías que estabas haciendo. Se atreve a adoptar una postura filosófica sobre cómo vemos el mundo. Si bien en la superficie prospera con el espectáculo y el humor infantil que prevalece en algunas escenas, esto simplemente disfraza una mirada a lo que hace que la vida tenga significado y valga la pena. Hay un equilibrio constante entre un mundo que existe con plenitud interna contra el vacío que muchas veces nos asalta en el día a día. Esto podría ser a través del cumplimiento que abarca lo espiritual, lo emocional y lo mental, así como la falta de esto. Cuando la vida pierde sentido, ¿qué nos mantiene aferrados?

Finalmente, la película es diferente a todo lo que hemos visto antes, pero, al mismo tiempo, se siente familiar. A veces, uno se pregunta si así se sintieron las personas cuando tuvieron la oportunidad de ver The Matrix (1999) por primera vez durante su estreno. Cuenta con mano de obra prístina en todos los frentes. El elenco es increíble y talentoso. La producción es simple, pero refrescante. La dirección es abrumadora, pero única y alentadora. La historia y el guión, por sí solos, prometen una película de ciencia ficción que cuenta con acción memorable y un humor contagioso. Igualmente, es casi seguro que te hará llorar, desenterrando sentimientos y emociones que quizás no sabías que estaban ahí.

Es una película que trata acerca de las relaciones, las que tenemos, las que anhelamos y las que damos por sentadas. Explora la toxicidad que dejamos que arruine esas conexiones. 

Los directores Kwan y Scheinert también se aventuran a explorar cómo nuestra propia ambición puede estar detrás de comportamientos abusivos y manipuladores entre un padre y su hijo. La producción es capaz de abordar las luchas que muchos de nosotros enfrentamos cuando dejamos nuestro hogar y nuestra cultura para viajar a un país nuevo. La presión por sobrevivir puede hacer que algunas personas sacrifiquen su integridad, empatía y compromiso con aquellos a quienes se supone deban apreciar.

Michelle Yeoh ha hablado anteriormente sobre esta película como algo realmente especial para ella. Al igual que Ke Huy Quan, cuando leyó el guión, supo que tenía que conseguir el papel porque era algo que parecía haber estado esperando toda su vida. 

La película muestra a una mujer asiática como protagonista que es a la vez fuerte, resistente, pero vulnerable, imperfecta y absolutamente humana. Esperemos que este proyecto sirva de prueba de que estas son historias que deseamos y merecemos ver más.

La película tendrá un estreno limitado en cines puertorriqueños comenzando hoy, jueves, 28 de abril.

Lee más críticas de cine de Josie Meléndez Hernández

Comparte:
Escrito por Josie Meléndez Hernández
Es guionista y crítica de cine. Obtuvo un bachillerato en literatura inglesa de la Universidad de Puerto Rico, Recinto de Río Piedras, y una maestría en escritura dramática del Savannah College of Art and Design. Es la fundadora de Film Posers, un podcast boricua dedicado al análisis del cine y la televisión desde la perspectiva de cuatro puertorriqueños.